Premios genio: entretenimiento para innovar y evolucionar

El Auditorio Santiago Grisolía del Museo Príncipe Felipe de la Ciudad de las Artes y las Ciencias sirvió de escenario para que la magia de los Premios Genio impregnara al centenar de personas que acudieron para escuchar ponentes de máximo nivel en el terreno del entretenimiento, la historia o la psicología.

Esta XIII edición de los Premios Genio tienen como base la innovación en entretenimiento y de ello está yendo la mañana de este día central de los galardones que organiza el Grupo Vocento y que, por primera vez, visitan Valencia.

Ver galería de fotos

La apertura corrió a cargo de Rafael Martínez de Vega, director general de CMVocento, quien hizo un repaso de los inicios del entretenimiento a través de emprendedores que para evitar el absentismo laboral y aumentar la productividad comenzaron a implantar en las fábricas tabacaleras la figura del lector. Este leía capítulos de novelas para entretener a las trabajadoras que acudían diariamente para, además de trabajar, leer. Con la llegada de la radio la figura fue sustituida, pero fue el inicio del entretenimiento como hoy en día lo conocemos. “Los periódicos nacen con esa filosofía también de informar, formar y entretener. Y se hacen imprescindibles en la sociedad. Las Provincias, nuestro anfitrión, hoy tiene más lectores que nunca con 155 años de historia. Se ha convertido en un medio imprescindible en su comunidad cómo era ir a trabajar para escuchar los capítulos de las novelas. Esto es Vocento. Somos imprescindibles en todas las comunidades donde estamos presentes”.

La inauguración dio paso a la primera de las ponencias donde se hizo un repaso a la historia del entretenimiento. Nacho Soriano, historiador y co-fundador de Histoiractiva, explicó en su ponencia “Homo Ludens: el entretenimiento y la historia” que los humanos necesitamos entretenernos y somos los únicos que de ello hacemos cultura como la gastronomía, el entretenimiento, el arte, la sensualidad, etc.

“Siempre tenemos la sensación de no llegar a todo, el agobio de que el tiempo se nos escapa. El ser humano no puede parar de pensar. El entretenimiento no tiene nada que ver con la realidad, es la antítesis de la realidad. Nos permite pensar en otras cosas o no pensar en nada”, señalaba Soriano para explicar cómo nace la industria de entretenimiento.

Del mismo modo el historiador señaló que “nos entretiene el juego, ya que es la tensión gozosa. Nos entretiene los espectáculos en lo que se involucran todos los sentidos. La interacción social para renovar lazos afectos o apoyo mutuo. Con ello ponemos la mente en modo creativo: manualidades, leer, pintar… también los viajes porque tienen todos y el ligoteo y el sexo porque tiene de todo. Pero, sobre todo, lo que entretiene es la novedad. Según Aristóteles el último objetivo del entretenimiento era la catarsis en los que la mente consciente desaparece. Esto sucede en los grandes como un gran concierto, el buen sexo… es la purificación del alma a través del entretenimiento”.

Con ello hizo un repaso a lo largo de la historia en la que fue explicando con ejemplo como desde la prehistoria ya existía el entretenimiento. Ya en la actualidad está todo inventado, pero nos queda “la innovación. La mezcla, la invención, descubrir nuevas maneras de hacer las cosas de siempre”.

Tras el repaso histórico de la importancia del entretenimiento y el juego para el desarrollo de las sociedades y la humanidad, llegó el turno de vislumbrar si el uso de los videojuegos, tan de moda, fomentan o no las capacidades y la inteligencia.

Con la ponencia “Dame videojuegos y llámame tonto”, explicaba Mª Ángeles Quiroga, PhD Catedrática de Psicología Directora de Investigación de CUP-UCM, los diferentes estudios que ha realizado sobre el tema para responder a las preguntas de si “es bueno jugar a los videojuegos. Invertir tiempo de ocio en ello. Si empleo el tiempo de ocio estoy matando el rato o estoy activando la inteligencia. Realmente requiere inteligencia”.

Tras exponer sus estudios basados en cómo los videojuegos contribuyen las capacidades al aprendizaje basado en un modelo de desarrollo de tres capacidades:

la cognitiva, la asociativa, la autómata, señalaba que “hemos llegado a la conclusión de que con unos juegos se aprende y se usa la inteligencia y con otros no. Esto no es nada novedoso. Pero hemos aprendido con los estudios que “un videojuego me permite saber qué cantidad creciente de tarea complicada es capaz de resolver una persona. Por lo que me lo ordena igual que los test que utilizamos, pero de forma divertida”. Además, según apunta Quiroga, “llegamos a una segunda conclusión y es que algunos juegos requieren inteligencia desde el inicio. Mientras juegas están entrenado inteligencia no matas rato”.

La nota de humor a la primera parte de la jornada la puso Jesús Calleja con su ponencia “Si no te gusta tu vida, cámbiala”. En la que fue explicando cómo ha logrado cambiar la suya persiguiendo su sueño y buscando la forma de divertirse y ser feliz en cada uno de los trabajos por los que ha pasado. Además, explicó cómo nació la idea que le cambiaría la vida ‘Desafío Extremo’.

“Pasamos mínimo un tercio del día en el trabajo, le dedicamos mucho tiempo a ello por lo que debemos ser felices o buscar la forma de serlo. Siempre he encontrado la forma de ser feliz en el trabajo. Creo firmemente que la clave está en decir voy a ser el mejor en lo mío. Si pienso que lo quiero ser, esa es la actitud me va a hacer llegar más lejos. Esto es lo que te estimula a innovar”.

Calleja explicó cómo se le ocurrió la idea de perseguir su sueño de subir el Everest. “Cuando tienes una pasión hay que perseguirla, luchar poco a poco. Se me ocurrió ir con un equipo portátil para enviar las crónicas, dos días a la semana, al Diario de León. Se convirtió en un fenómeno social”. El presentador y alpinista explicó, en clave de humor, sus vivencias. Calleja señaló que la clave que él aprendió es que “en la vida hay que conseguir reinventarse continuamente según los acontecimientos que pasan.

y como al descender para no dormirse se le ocurrió la idea del programa ‘Riesgo Extremo’. A su regreso aprovechó el tirón mediático para intentar venderlo y solo el canal Cuatro acabó escuchándolo. Para convertirlo en lo que hoy en día es.

Para concluir, señaló que “cuando consigues llegar al punto más elevado, ese momento sublime, es cuando te das cuenta de lo que te gusta hacer en la vida. Yo era buscar momentos sublimes. Entendí que debemos vivir intensamente la vida”.

Tras un pequeño receso la música tomó el mando de las ponencias. El músico y experto en Human Voice Harry Yeff, de Aka Reps 100, explicó con un cambio en la narrativa de los artistas, con la música, se puede “inspirar a las personas, ayudarlas a que salgan de su zona de confort. La voz humana es un instrumento para lograrlo y mi trabajo es llevarla lo más lejos posible”.

La inteligencia aumentada, la realidad aumentada aplicada a la voz no es algo del futuro. “Debemos inspirar a las personas con esto para que estén en el presente.  Creo que es una idea crucial poder ir más allá. Debemos abogar por la experimentación, retar las narrativas y este es el reto de los artistas para que todos salgamos de la zona de confort. Entiendo que el medio es este. Tengo otra misión que es que se piense en el poder de la voz”

Tras el viaje a través de la voz y la música llegó el momento de viajar por los mares. Paula Gonzalvo, capitana de velero y autora del blog Allende los Mares, explicó cómo se convirtió en una nómada para viajar por el mundo haciendo barcostopiata. “Con la premisa de Si lo que quiero es conocer cosas diferentes voy a exponerme en un medio que no conozco comenzó un viaje de más de cinco años que acabó en una empresa”.

Gonzalvo señalaba que desde ese momento ella aplicaba cinco pautas en su vida. “La primera es decir no al miedo que paraliza; la segunda es ser protagonista de tu vida, no observador; no ceder al efecto del costo irrecuperable sería la tercera; seguir la fórmula de cuando llegó a la comodidad, si hay queja me impongo un reto; y, por último, encontrar referentes que refuercen tus decisiones ya sean libros o personas”.

De esa inquietud por le mar y su apuesta personal nació una empresa para dar respuesta a una necesidad del mercado. “Para convertir esas ideas en empresa lo primero es conocer las necesidades de la comunidad, formarte para dar respuesta a la comunidad y estar siempre en una adaptación constante”.

Cerca del medio día y con el hambre comenzado a hacer aparición, subió al escenario David de Jorge para explicar en su ponencia “Sin michelines y a lo loco o de cómo me convertí en un cerdo volador”, como su experiencia personal le había hecho darse cuenta de lo importante que es mantener una buena alimentación.

De Jorge logró convertir su pasión por la cocina en su profesión, pero con los años se abandonó personalmente y llegó a pesar más de 200 kilos. Verse en esa situación y con el fallecimiento de su padre por en medio se dio cuenta que debía poner remedio.

Por ello, tras explicar su periplo vital con fotos y vídeos llegó a una conclusión culinaria que se puede aplicar en cualquier aspecto de la vida personal y un dogma de fe.

“Si eres obeso busca ayuda profesional para acabar con tu pesadilla. De ese lío no sales solo. Hay que trabajar, pero merece la pena. Si te olvidaste de ti mismo da igual, lo puedes conseguir. Y esto se puede aplicar a cualquier aspecto”, apuntaba David de Jorge.

Del mismo modo, expuso 15 mandamientos a tener en cuenta: “Quiérete mucho, lo que los demás piensen no importa. No tengas prisa, paciencia para adelgazar. La comida fresca, tranquilidad y alegría. Aléjate de la gente tóxica, rodéate de la gente que merece la pena. Si tu entorno es un caos, cámbialo. Se caprichoso, pon más jamón y olvídate de untarle mayonesa. Se finolis, la cereza del pastel y no el pastel. Se paciente, espera a que todo el mundo se siente en la mesa Se participativo comentado lo rico que está todo lo que comes y bebes. Se enamoradizo, vive con intensidad Huele los alimentos, olfatea, el aroma. Amplía los horizontes. En lugar de tragar, mastica. Desayuna por encima de todas las cosas. Controla tu peso, no pierdas jamás el contacto con tu báscula. Si sumas kilos resta y reacciona y si resta prémiate. Haz ejercicio”.

El último en subir al escenario y que posteriormente recibiría el premio Genio Azul, fue Álex Pina, creador y guionista de ‘La casa de Papel’ y fundador de Vancouver Media, quien explicó cómo la ficción española había logrado dar una vuelta de tuerca tras un fracaso como el que se vivió con ‘Bienvenidos al Lolita’.

“Veníamos de crear series muy exitosas como ‘Los Serrano’ o ‘Periodistas’ y buscamos arriesgar con un cabaret, pero la dirección tras la crisis de Leman Brothers no quiso apostar por lo diferente y nos estrellamos”, explicaba Pina quien añadía que “tras el fracaso estuvimos investigando sobre lo que se hacía en Estados Unidos y decidimos aportar una base con la filosofía española. Aprendimos a reescribir, a olvidar lo que sabíamos, lo que nos había dado el éxito. Aprendimos a escribir de manera diferente. E hicimos ‘Bis a Bis’ y luego ‘La Casa de Papel’”.

Visto que esa nueva ficción, ese nuevo enfoque había tenido éxito, Pina y cinco creativos más fundaron Vancouver Media con el objetivo de hacer adicto al espectador, de darle lo que no espera, de ser diferentes. “Considero que la autocomplacencia es el problema de hoy. En todo el mundo hay niveles de autocomplacencia cuando lo que realmente funciona es la autocrítica”.

Álex Pina señalaba que esa búsqueda constante por lo diferente es lo que ha hecho a la ficción española competir de tú a tú con los estadounidenses. “Creo que la vía lateral es la gran fuerza de la ficción española. Es un caso singular. Es el único sitio que no ha sucumbido a la colonización americana. Debemos buscar la identidad, tu ADN y lo que da un producto que no había en el mercado”.